Fases: buyer’s journey o ciclo de compra

El buyer's journey o ciclo de compra en español, es el proceso por el cual pasa un cliente desde que descubre nuestro producto o servicio hasta que finalmente realiza la compra.

Buyer’s journey |
Buyer’s journey |

El objetivo es proporcionarle al usuario objetivo o Buyer Persona el mejor contenido en cada una de estas fases para que llevarle a la compra o contratación final. Para ello será imprescindible seleccionar los mejores contenidos y call to action (CTA), que les lleve de una fase a otra de forma natural.

La comprensión de este concepto y todo lo que engloba es de vital importancia si quieres optimizar tu embudo de conversión y aumentar exponencialmente las ventas de tu negocio.

Tres Fases del buyer's journey:

#1 El descubrimiento

El ciclo de compra siempre comienza con el descubrimiento, por parte de nuestros clientes potenciales, de nuestro servicio o producto.

Puedes captar su atención por las redes sociales, campañas de AdWords, resultados en Google, un enlace desde otro portal e incluso por el boca a boca de otros clientes con los que ya trabajamos.

Cuando un cliente potencial nos descubre y visita nuestra plataforma, normalmente es porque piensa que le podremos dar la solución a su problema.

¿Cómo hacerlo?

>Crea una sección blog con la que atraer tráfico cualificado.

>Presencia en redes sociales y medios.

>Potencia el networking, conociendo a los influencers de tu nicho.

 

#2 La consideración

El cliente buscará alternativas y comparará lo que nosotros le ofrecemos con lo que le ofrece nuestra competencia.

Es vital conocer los puntos fuertes de nuestros rivales y estudiar el mercado para poder ofrecer lo mejor.

¿Cómo hacerlo?

>Analiza a fondo los puntos débiles y los puntos fuertes de la competencia.

>Descubre qué es lo que realmente están buscando tus clientes potenciales.

>Añade testimonios a tu web, pestaña “sobre nosotros”, fotos del tu equipo, clientes con los que has trabajado, así aumentará la confianza.

 

#3 La decisión

El cliente potencial pasa directamente a ser cliente, ya que cierra una venta.

Como empresa puedes: Ofrecer algún tipo de regalo, promoción o ventaja e intenta que tu embudo de conversión sea lo más sencillo posible. Es decir, los pasos desde que el usuario está decidido a la compra hasta que la finaliza deben ser lo más sencillos posible.

¿Cómo hacerlo?

>Detecta los puntos de tu embudo de conversión en los cuales la mayoría de los clientes abandonan.

>Estudia qué tipo de ofertas atraen más la atención de tus clientes potenciales. 

Danos tu Opinión